Las diferencias más importantes entre gustar y amar

gustar
Sin duda, existe un gran abismo entre la palabra gustar y el concepto amar aunque ambos forman parte de un mismo campo semántico sentimental. El término gustar muestra que aquello es lo que se fija una persona es en todo lo que le agrada de ese alguien especial. Sin embargo, el amor es tal porque quien quiere de un modo incondicional no solo es consciente de las virtudes de su pareja, sino también, de sus defectos. Amar significa hacerlo a pesar de esos puntos menos bonitos.

Qué ocurre cuando te gusta una persona

Su presencia te resulta agradable, en muchos casos, por la propia atracción física que te lleva al deleite visual de recrearte en la belleza estética que observas en otra persona. Cuando a una persona le gusta otra pone su mirada en ella casi de un modo inconsciente en una muestra de interés. Sin embargo, el gustar es solo la fase inicial del amor en su estado más profundo.

Generalmente, el término gustar hace referencia al aspecto físico de la otra persona. Por tanto, se trata de una parte del amor que se manifiesta a través de una contemplación superficial.

amar

El amor llega hasta lo más profundo del ser

Por el contrario, el amor es un sentimiento que capta lo esencial del ser amado, la verdad más íntima y profunda de ese alguien. El amor aporta un mayor nivel de implicación afectiva en esa historia. Cuando quieres de verdad a alguien tiene presencia en tu vida. Por el contrario, cuando alguien te gusta tiene una presencia más superficial. Esto no es negativo, sino que muestra el propio proceso gradual del sentimiento. Pero no siempre el sentimiento sigue una línea ascendente sino que, con frecuencia, muere en la propia etapa del gustar. El gustar no integra el concepto amar, sin embargo, este último sí lo abarca. Es decir, cuando una persona ama a otra, también siente una atracción.

1 comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *