Características de una persona con miedo al compromiso


El miedo al compromiso es un temor muy humano. Identificar este miedo es el primer paso para poder superarlo. ¿Cuáles son los comportamientos habituales de una persona que huye del amor? Descubre las claves en este artículo.

Gran intensidad en los inicios del noviazgo

Son personas que viven con una gran implicación emocional las primeras semanas de noviazgo, se ilusionan realmente y experimentan un elevado nivel de satisfacción al observar que sus expectativas en ese momento están cumplidas. Sin embargo, la perspectiva va cambiando conforme avanza la relación, y la persona con miedo al compromiso experimenta esa relación estable como un freno a su libertad personal.

Connotaciones negativas del amor

Cuando una persona tiene miedo al compromiso se debe, en parte, a que vincula la idea de tener una relación más con lo negativo que con lo positivo. Por ejemplo, una persona con miedo al compromiso siente que el amor es una especie de disyuntiva que le pone en la encrucijada de tener que elegir constantemente entre bienes tan valiosos como el amor y la amistad.

¿Cómo superar esta creencia irracional? Recordando que nadie debe de renunciar a sus amigos, a su familia, ni a los momentos de soledad por el hecho de tener pareja. Una relación de pareja no es un bien de carácter absoluto sino que existen distintos tipos de relaciones que enriquecen la afectividad de modo complementario.

Experiencias negativas en el pasado

Las personas que tienen miedo al compromiso sentimental, justifican en parte sus temores porque han tenido experiencias negativas en el pasado y hacen de esa experiencia, un valor universal. Desde este punto de vista, recuerda que tu pasado no condiciona tu futuro a modo de causa y efecto. No es tanto el pasado sino tus creencias sobre el mismo lo que puede condicionarte en negativo.

Como consecuencia de este freno interior que produce el miedo al compromiso, las personas que lo sufren pueden parecer poco coherentes en sus hechos y palabras.

1 comentario

  1. Hola Maite, me gustaría contarte mi situación, ya que creo que mi reciente ex-pareja sufre ese miedo al compromiso. Pues hace pocos días mi pareja quiso cortar conmigo alegando que no había sido al 100% ella misma.

    Nos conocimos hace en enero de 2014 y este enero ella quiso cortar. Pero llega mayo me pide volver, cuando yo ya había rehecho mi vida y estaba empezando a salir con otras muejeres. No obstante, acepté porque todavía la quería. Negociamos, yo le puse condiciones y cosas a mejorar, pero ella mi no.

    Así pues llega agosto y me suelta lo dicho que se siente cansada (psicológicamente como describías en el artículo que escribiste al respecto) y que siente no haber sido ella misma al 100%, a todo ello hay que sumar mis errores y fallos que no me pidió solucionar cuando volvimos y que en cuestión de 1 mes he trabajado (ella insiste en que eso no es lo crucial, sino lo que corresponde a su parte).

    Sin embargo, volvimos a hablar hace un par de días e insistió con la misma idea: que estaba cansada, que no había sido ella misma al 100% y que en esta segunda etapa no le he sacado el lado tierno, diciéndome que por qué no lo iba a poder hacer otra persona (esto me suena al primer apartado del artículo, porque ella dijo que cuando nos conocimos si que le saqué ese lado sentimental).

    Ante lo cual le demostré que había trabajado mis errores y que ambos habíamos cometido errores yo por mi agresividad y ella por su pasividad y ambos teníamos que trabajar nuestra asertividad (yo ya lo hice en agosto). Pero nada, ella sigue muy convencida de su idea.

    Ahora me gustaría hablar con ella y sugerirle una ruptura temporal, aceptando que cada uno pueda conocer a otras personas y salir con ellas, y que también nos podamos enamorar. Según me dijo ella no descartaba el volver en un futuro, pero yo ya no creo que aguante más idas y venidas repentinas con ella, no creo que sea sano para mi. Por eso mismo me planteo esa idea. Y me gustaría saber tu opinión al respecto. Lo ves acertado? No lo es? Porque preveo que vuelva a hacer lo mismo que en enero, que siga esa forma de ser suya con miedo al compromiso.

    Un saludo y muchas gracias. Espero no haberme extendido mucho, no pretendía abusar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *