Signos que muestran que tu pareja no te quiere aunque creas que sí

Share on Facebook0Tweet about this on Twitter0Share on Google+0


De aquello que creemos a la realidad puede existir un gran abismo, especialmente, cuando entran en juego las expectativas de amar y ser correspondido. Muchas historias se prolongan en el tiempo más de lo necesario porque uno de los dos se empeña en creer algo que no es y se conforma con un cariño mínimo en relación con el amor que ofrece. Existen cuatro señales claras que muestran que tu pareja no te quiere aunque creas que sí.

Sientes que debes mendigar su afecto

Si cuando le pides que te acompañe a un plan, le pides su ayuda para un objetivo concreto o le pides algo que para ti es importante, reacciona de un modo que te hace sentir como si te estuviese regalando su atención en forma de “limosna”, entonces, hay algo que está fallando. Esto no significa que tu pareja siempre tiene que estar disponible para atender cualquiera de tus demandas, sin embargo, si lo que ocurre es que en raras ocasiones lo está, o está a medias, entonces, reacciona.

Te deja en un segundo plano

Si tu pareja te deja de modo habitual en un segundo plano respecto de su trabajo, sus amigos, sus estudios y sus aficiones, te está mostrando a través de esta jerarquía cuál es el orden que te da en su vida. Y el conflicto surge cuando conviertes en una prioridad a una persona que no está en el mismo punto que tú.

Su compañía te deja un sabor agridulce

Cuando compartes planes en pareja y de un modo habitual, te quedas con un sabor agridulce en tu interior, sientes una satisfacción personal o un vacío en el alma, debes escuchar este indicio que te marca la pauta de una relación en la que existe algún tipo de desequilibrio. Si te sientes incómodo compartiendo silencios con tu pareja o te hace sentir inferior con algunos de sus comentarios, escucha esa señal.

No pone nombre a vuestra relación

Si pasa el tiempo y no pone nombre a vuestra relación a pesar de que nota que para ti es importante saber qué siente y qué quiere, entonces, no pierdas mucho tiempo estancado en una relación que no se ajusta al tipo de vínculo que tú quieres consolidar. El amor no es una ecuación matemática, sin embargo, sí tiene una certeza casi científica porque cuando una persona está enamorada de verdad, lo sabe en su conciencia.

Evidentemente, es natural que dos personas que llevan poco tiempo saliendo prefieran no precipitarse al poner etiquetas a la relación. Pero si se trata de una relación aparentemente estable en la que uno de los dos tiene dudas constantes, esta incertidumbre es agónica.

Si en una relación de pareja se producen estos cuatro puntos, es un indicador de que algo no va bien.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *