Cómo quedarte con los recuerdos bonitos después de una separación


La mente puede ser muy selectiva. Así como en la fase de enamoramiento, los enamorados ponen su punto de vista en el lado bueno de las cosas, cuando se produce el desencanto de una separación se pasa al punto contrario de analizar la situación en color gris. Rescatar los recuerdos más bonitos de la relación puede ayudarte a cicatrizar la herida cuanto antes.

Recuerda qué te enamoró

Aquellas personas que están en una fase de desamor profunda, llegan a arrepentirse incluso de haberse enamorado de una persona cuando en realidad, juzgar el pasado desde el presente resulta poco objetivo. Piensa en qué te gustó en su momento de tu ex, recuerda cómo te hizo sentir en la fase inicial de la relación y visualiza en tu mente los recuerdos bonitos de aquella etapa incipiente.

Plantea críticas constructivas

Existen personas que en una fase de desamor se quejan de una forma negativa y se colocan el rol de víctimas. Evita la situación, es decir, plantea críticas constructivas o lo que es lo mismo, piensa en qué enseñanzas puedes extraer de esta historia de amor que sean útiles para ti en tu vida a la hora de afrontar un noviazgo en el futuro.

Date tiempo

La rabia que se siente después de una ruptura no es eterna, por tanto, date tiempo para procesar la información y asimilar lo que ha pasado. Con la perspectiva del tiempo, los sentimientos también cambian y se transforman en positivo cuando sigues con tu vida, buscas ocupaciones, te centras en satisfacciones de tu presente… Es decir, evita quedarte estancado dando vueltas y vueltas a aquello que ya pasó. Cuando quedes con tus amigos hazte el firme propósito de hablar cada vez menos de tu ex y más de ti y de tus nuevos proyectos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.