Causas del enamoramiento


El enamoramiento es un proceso, incluso en el caso de aquellas situaciones en las que el sentimiento surge a partir del flechazo. El enamoramiento se consolida en el corazón a través de la memoria afectiva mediante la creación de recuerdos vinculados con la otra persona. Recuerdos que dejan una huella agradable, de este modo, se reviven con intensidad emocional. Sin embargo, más allá de reflexionar sobre las causas del enamoramiento, conviene matizar que no se trata de un hecho científico que pueda explicarse con la precisión de un modo matemático: cada historia es diferente.

Estar receptivo para el amor

Una persona que se enamora se encuentra, en la mayoría de las ocasiones, en disposición para abrir su corazón. Eso no significa que las personas se enamoren de un modo voluntario, sin embargo, cuando una persona acaba de padecer una situación dolorosa a nivel sentimental, tiene dificultades para creer en el amor. Es difícil que una persona se enamore de verdad cuando ha creado una coraza para protegerse de posibles heridas.

Una persona que llama la atención

Una persona se enamora de alguien que, por el que motivo que sea, llama su atención en positivo. Una persona puede llamar la atención de otra por su aspecto físico, por su modo de ser, por su inteligencia, su carisma o cualquier otra causa. Aspectos positivos que el enamorado observa desde el filtro de la subjetividad y a partir de los que proyecta una imagen determinada del otro (idealización).

De este modo, surge un interés a partir del que la persona tiene el deseo de conocer más al otro. Este interés es un aliciente que puede modificar incluso el orden de prioridades del enamorado que se conoce a sí mismo a partir de una nueva perspectiva: la que produce el amor en sus inicios.

1 comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *