Sobrevivir a la distancia


El amor siempre se surge con alguien que tienes a tu lado y que poco a poco vas conociendo pero ¿qué sucede si esa persona se tiene que marchar muy lejos? Los amores a distancia, no son un juego de niños. La primera reacción que suelen tener las personas que saben que su amor tiene que irse a otro lugar, no es nada buena. Pero si te paras a pensar, te darás cuenta de que este tipo de relaciones no son una hazaña imposible.

Por supuesto, vuestra relación necesitará más y compromiso. Ambos necesitáis saber que aunque vuestra pareja no está cerca, tenéis todo su apoyo. Los dos tendréis que saber que os amáis de manera intensa. Una vez resuelta esta duda, el resto es relativamente fácil. ¿Cómo deberéis evitar los problemas? Muy sencillo: centraros en lo que sentís el uno por el otro y olvidaros de las peleas de poca monta o confrontaciones innecesarias.

La tolerancia deberá convertirse en una de vuestras compañeras de viaje. Además, la honestidad deberá ser uno de vuestros puntos fuertes. No debéis caer en la ambigüedad que, necesariamente, dará lugar a la inseguridad. Intentad mantener a raya a la inseguridad ya que se puede convertir en uno de vuestros principales enemigos. Mantener el calor de vuestra relación siempre al máximo, será muy importante.

Intenta enviar una carta escrita antes que un email. Acciones como estas, harán sentirse a tu pareja mucho más importante. No te olvides de mantener una comunicación constante pero sin agobiar. Las sorpresas cogerán las riendas de la relación. Cada sorpresa que os deis (viaje inesperados, regalos…) os permitirán vivir momentos inolvidables.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *