Cómo tener una actitud positiva para enamorarte

Share on Facebook0Tweet about this on Twitter0Share on Google+0


Tener una actitud positiva para enamorarte es sinónimo de estar receptivo al amor. Sentirte cómodo con la posibilidad de que en algún momento, surja el flechazo con una persona especial o puedas comenzar a quedar con alquien que te interesa cada día más. Tener una actitud positiva para enamorarte es superar los desencantos del pasado para no estar estancado en historias negativas que también pueden arruinar potenciales noviazgos con final feliz. La negatividad suele alejar a otras personas porque resulta un ingrediente poco seductor. ¿Cómo mantener una actitud positiva para el enamoramiento?

No jugar a ser adivino del futuro

Uno de los principales puntos de negatividad que conviene corregir es no jugar a ser adivino del futuro estableciendo conclusiones generales a partir de hechos particulares y concretos. Al conocer a una nueva persona conviene evitar prejuicios añadidos, intentando conocerle tal y como es. Algunas personas que han cerrado las puertas al amor como consecuencia del dolor sentimental que han vivido en el pasado, tienden a no darse la oportunidad.

Cómo cambiar de actitud

Se trata de encontrar el equilibrio de no caer en la desesperación y la ansiedad ante el deseo de conocer a alguien que produce el miedo a la soledad, y la actitud de estar a la defensiva para evitar posibles heridas. Lo más importante es intentar vivir las relaciones personales de una forma natural y ser uno mismo.

Algunas personas se ponen a la defensiva en el amor porque se fijan más en el lado negativo de las vivencias que han tenido que en lo positivo. Conviene cambiar la actitud para convertir cada dificultad en un aprendizaje. En una oportunidad para crecer como persona y mantener relaciones personales más gratificantes. Viviendo el presente y confiando en la vida. Esto no significa que todo el mundo tenga que enamorarse sino que es mejor que la soltería feliz sea consecuencia de una decisión libre y no un efecto secundario del miedo a no encontrar a una persona especial.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *