Cinco razones para celebrar la boda en verano

boda-de-verano
Uno de los aspectos que debe decidir una pareja cuando se casa es concretar la fecha de boda, es decir, determinar el contexto temporal del evento nupcial. Y este detalle, es decir, la estación del año en la que darás el sí quiero influye en otros muchos aspectos vinculados con la celebración. Por esta razón, hoy te contamos cuáles son las ventajas de organizar una boda durante el verano.

Ventajas para los invitados que viven lejos

Si tienes familiares y amigos que viven lejos del lugar de la celebración, entonces, al estar de vacaciones tendrán más posibilidad de organizar el viaje para asistir a tu boda. Es cierto que el verano es una época del año de muchos cambios personales, sin embargo, si envías la invitación con tiempo de anticipación, seguro que podrán organizarse mejor.

Muchas horas de luz para las fotografías

El reportaje de boda es uno de los detalles más emocionales por el valor del recuerdo de la celebración nupcial. Sin embargo, organizar una boda durante el verano te aporta la ventaja añadida de gozar de unas buenas condiciones de luz natural para inmortalizar los momentos más destacados.

Temperaturas agradables

El verano también se define por las altas temperaturas. Sin embargo, si te apetece esperar a que suavice el calor estival también puedes programar tu boda en la recta final del verano, durante las primeras semanas de septiembre.

Bodas al aire libre

Gracias a estas temperaturas agradables, el verano también es una estación ideal para organizar una boda de cuento al aire libre, en un jardín, en la playa o en cualquier lugar que evoque en ti el simbolismo romántico de la naturaleza.

vestido-de-novia

Vestidos de novia

La moda nupcial también adquiere una belleza añadida durante el verano gracias a los tejidos vaporosos, escotes elegantes y diseños con distintos tipos de manga.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *