¿Qué ganas con una nueva pareja?


¿Qué ganas con una nueva pareja? Una pareja, en esencia, es una ganancia emocional que aporta algo saludable a tu propia vida. No siempre sucede así, por ello, conviene encontrar la diferencia entre una relación conveniente y una que resulta perjudicial. La primera, te hace sentir mejor contigo mismo, te suma alegría e ilusión en tu presente, por el contrario, la otra te hace sentir inferior y mal contigo mismo. Por ello, apuesta por aquel tipo de vínculo que te permite mejorar como persona, y anímate a romper cualquier relación destructiva porque es mejor estar solo que mal acompañado. ¿Qué ganas con una nueva pareja?

En primer lugar, tienes la oportunidad de disfrutar al máximo una época irrepetible de la vida. La que está marcada por el enamoramiento pleno, las mariposas en el estómago, la euforia inicial del corazón, los nervios constantes, la incertidumbre y la novedad. En segundo lugar, todo resulta nuevo: el modo de ser de la otra persona, su entorno, sus amigos, sus gustos… Por tanto, la vida se torna más divertida al compás de tantas novedades.

Gracias a una pareja también ganas compañía, tienes un punto de apoyo importante a la hora de afrontar los problemas o ante cualquier dificultad. Las personas que han estado solas durante mucho tiempo valoran mucho más este respaldo porque saben lo complicado que es vivir en soledad la amargura. Alguien que tiene una pareja estable también gana amor y muchas veces, autoestima. Tu valor no depende de tener una persona al lado pero sí es verdad que el hecho de que alguien te quiera también te aporta cariño para ti mismo. Por ello, para tener una visión positiva de tu persona, evita estar con alguien que no sabe valorarte y abre las puertas de tu corazón a aquel que te trata como un tesoro.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *