Mejora el diálogo con tu pareja


La mayoría de las parejas que se sienten insatisfechas con su relación arrastran problemas de comunicación. Existen algunos enemigos del diálogo asertivo en pareja. Por ejemplo, el cansancio del día a día, las frustraciones personales y las decepciones pueden hacer que una persona se encierre en sí misma y no confíe en el otro.

Menos miedo a la palabra

Conviene tener menos miedo a la palabra, existen personas que no afrontan ciertas conversaciones, precisamente, para evitar discusiones. Sin embargo, la evitación no es un buen método en ningún contexto porque esta forma de actuar oculta un malestar mayor. Toma la iniciativa en las conversaciones, refuerza el tipo de planes que propician el diálogo y utiliza otros como una herramienta de acercamiento. Por ejemplo, después de ver una película en el cine, puedes plantear ciertos temas surgidos a partir de la misma.

Planes de pareja

Aunque es muy bueno que una pareja tenga un grupo de amigos para hacer planes en común, también es vital seguir haciendo planes como pareja en cualquier etapa de la relación. Por ello, disfruta de la intimidad y sé tú mismo. Del mismo modo, respeta la libertad de tu pareja para ser como es. A nadie le gusta que le quieran cambiar.

Las diferencias de opinión pueden dar lugar a conversaciones muy profundas y a debates muy interesantes. Razona tus argumentos y escucha de forma activa los puntos de vista del otro.

Inteligencia emocional

Conviene tener inteligencia emocional para no tratar un tema que sabes que incomoda a tu pareja de una forma recurrente. Es como tocarle una herida que le duele mucho, por tanto, busca el momento oportuno para tratar ese asunto. Lo mejor es charlar en la intimidad del hogar. Por otra parte, si hay temas que os hacen disfrutar de una forma especial a ambos, entonces, refuérzalos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *