Las adicciones y la pareja


Hasta el momento presente todo ha ido sobre ruedas en tu relación. Pero se acabó la paz porque un conjunto de adicciones acechan la estabilidad de la pareja.

A raíz de ver las película “Días de vino y rosas” te has percatado de que los riesgos de convertirse en alcohólico son numerosos. Empiezas por unas copas los fines de semana, luego lo amplias a la consumición de ciertos vinitos entre semana. Al final te das cuenta que dar marcha atrás es difícil.

Sin embargo, el mundo de las adicciones toca otras tantas áreas como las drogas tóxicas, la ludopatía, el sexo, el trabajo, la comida… Si sientes la necesidad imperiosa y constante de drogarte, jugar en las máquinas, practicar sexo, trabajar o comer a todas horas, se te acaba de presentar un grave problema que debes atajar lo antes posible. Recurre a un especialista enseguida.

Una adicción es una dependencia compulsiva en una substancia o comportamiento. Los rasgos de las personas adictas van desde un descontrol de conducta a una actitud impulsiva. Además tiene que tener gratificación instantánea, no sabe establecer metas y si las establece le cuesta trabajo cumplirlas. También sufre niveles altos de estrés.

Mediante el tratamiento psicológico profesional y el apoyo de personas que pasan por circunstancias semejantes, puedes mejorar. No obstante tienes que poner mucho de tu parte, la autoayuda es vital para alcanzar la sanación.

Con más de 100 años de trayectoria, la terapia floral se presenta como una opción en el tratamiento de adicciones. Cada esencia floral corresponde a las características humanas que bien pueden aparecer en un estado de desequilibrio o de armonía. Se trata de hacer renacer la virtud y jamás olvidar que la enfermedad, aparentemente cruel, es beneficiosa pues ofrece la posibilidad de tomar conciencia de los errores y sus consecuencias.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *