Evita la ironía en las peleas de pareja

Share on Facebook0Tweet about this on Twitter0Share on Google+0


Es normal que más allá de que una pareja se quiera mucho pueda tener discusiones por diferencias de opinión u otro tipo de temas. De hecho, el modo en que una pareja tiene de resolver una pelea verbal también muestra el grado de amor y de madurez de una relación. Una discusión no es una batalla emocional en la que el uno debe ganar al contrario. Al revés, en una reconciliación se trata de que los dos salgan ganando. Sencillamente, porque en el caso de que tengas que hacer algo por tu pareja que no te apetece hacer, deberías disfrutar sencillamente, por el hecho de saber que le estás haciendo un bien porque es algo que ella desea.

En las discusiones de pareja existe el peligro de utilizar la ironía. Algo que puede llegar a resultar muy molesto para algunas personas porque se trata de un tipo de manejo del lenguaje en el que en vez de aclarar el mensaje se distorsiona totalmente. Para ello, intenta ser sencillo a la hora de decir las cosas, breve y, por supuesto, siempre será mejor que hables desde el “yo”. Es decir, utiliza la primera persona para exteriorizar cómo te has sentido.

Así será más fácil potenciar la empatía en el seno de la pareja. Por tanto, es mejor que evites la ironía, sin embargo, sí es bueno que potencies el sentido del humor porque la risa es capaz de relativizar incluso las mayores preocupaciones. Una pareja es más feliz en la medida en que también es capaz de compartir los buenos momentos y hay confianza para hacer bromas incluso en medio de la pena por algunos asuntos.

Deja el orgullo de lado y pide perdón sin miedo de parecer débil a nivel emocional. Sin duda, te sentirás mucho mejor cuando hagas las paces con tu pareja tras una discusión.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *