Cuando un imposible se hace posible


Cualquier historia es bonita en el amor, especialmente si se trata de una historia que hace felices a sus protagonistas. De hecho, en general, la sencillez siempre es la clave del éxito de una historia. Sin embargo, hay veces en las que alguien se ve inmerso en un sentimiento que no puede controlar. Y tal vez, siente que se encuentra ante un amor imposible.

En esencia, este concepto de amor imposible está lleno de ideas que derivan de la literatura o también, de las telenovelas. Pero en la vida, cargada de realismo, a veces de magia, otras de dramatismo, la realidad es que en esencia, mientras hay vida no hay nada que resulte cien por cien imposible. Entonces, conviene poner el matiz de que hay historias que son menos probables que otras. Pero siempre que existe un margen de posibilidad, existe esperanza. Y si no en el presente, sí en el futuro.

Existen personas que tienen la suerte de haber vivido un amor que creyeron muy difícil de alcanzar, y finalmente, se tornó verdadero. En ese caso, una historia así se convierte en un verdadero regalo que hace de la vida de esa persona algo fascinante. Pero a la vez, el hecho de haber podido alcanzar algo que en un principio era muy difícil, logra fortalecer la autoestima personal de los implicados en esa historia.

Cuando un amor imposible se hace posible entonces, la mente humana descubre que las leyes de la mente no son las mismas que las de la realidad. Y a veces, pasan cosas que cambian tu vida para siempre. Momentos que quedan guardados en tu corazón de por vida. Por otra parte, aquello que resulta difícil de alcanzar tiene un aliciente especial para aquellos que tienen expectativas elevadas y que disfrutan superando obstáculos. Este concepto del amor también está vinculado con los ideales románticos de la literatura.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *