Comportamientos que estropean una relación


Existen diferentes comportamientos y actitudes que estropean una relación de pareja cuando se producen de una forma repetida y prolongada. En primer lugar, la falta de interés termina distanciando a dos personas por mucho que se quisieran en un principio. Esta actitud es propia de quienes se acomodan en la relación porque se sienten seguros al haber conquistado ya a la otra persona. En este sentido, el número de divorcios de la sociedad actual refleja que muchas veces, el amor no es eterno porque los protagonistas no saben cuidarlo.

Otra actitud que estropea una relación de pareja es el mal carácter. Muchas veces, las personas descargan toda su ira y sus frustraciones con quienes tienen confianza porque es ahí donde se atreven y no en el trabajo, por ejemplo. Este tipo de discusiones termina agotando a quien las padece sin necesidad. Es verdad que en un clima de confianza es posible tener un mal día y mostrarlo, pero no al punto de amargarle la vida a la pareja.

Los problemas económicos también pueden terminar minando la confianza entre dos personas. Especialmente, en el caso de una pareja acostumbrada a tener un buen nivel de vida y que de pronto, tiene que apretarse el cinturón de forma urgente como consecuencia de un despido laboral o del cierre de la empresa. Sin embargo, las dificultades económicas también son una prueba de fuego para comprobar la estabilidad de una relación puesto que lo ideal es estar juntos en lo bueno y en lo malo.

Otras ideas equivocadas del amor también son destructivas para la relación. Por ejemplo, el deseo de dar celos al otro, o el concepto del amor como posesión están ligados a la falta de libertad desde la que no nace ningún buen sentimiento. Todas estas actitudes rompen el vínculo poco a poco.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *