Cómo hacer buenos amigos


Es fundamental para la vida de todas las personas poder interactuar con otras, formar parte de una sociedad en la que se van construyendo conocimientos estables y seguros, por eso es vital tener amistades para poder desarrollar el proceso de socialización. Lo bonito de hacer amigos es que no existe edad, ni una forma universal de conseguir un amigo, todo depende de nuestra imaginación y sentimiento para darnos cuenta si esa persona es correcta y pueda aportarte algo en tu vida.

Se dice que las amistades se forman a base de sinceridad y honestidad, por eso debemos mostrarnos siempre muy transparentes a la hora de interactuar, ya que ese es el pilar más importante para poder mantener a los amigos para toda la vida. Para construir bases fuertes y tener una buena amistad, hay que ser sencillo, hablar siempre con la verdad por delante, no decir cosas que comprometan a esa persona o bien que la puedan afectar a su moral, ayudar en los momentos duros que se presentan en la vida y siempre que sea posible demostrar el verdadero afecto que se tiene.

Dicen que quien tiene un amigo tiene un tesoro. Pero es importante seleccionar bien, no todos pueden ser amigos, todas las personas somos diferentes por naturaleza y por mucho que queramos podemos ser incompatibles con algunas de ellas, ya sea por la forma de pensar a actuar. No es mejor el que tiene más amigos sino el que consigue potenciar más sus afinidades con ellos. Luego no olvides que tienes que conservar y cuidar las amistades. Los amigos necesitan de tu tiempo.

Amistad, Relaciones,
>

También te puede interesar...

1 comentario

  1. actualmente no se vive de sentimientos, se vive de convencionalismos, todo lo que otra epocas se ganaba con buenos sentimientos y actitudes, se evaporo, si hablamos del amor, es historia patria, el amor se volvio metal, nadie ama porque el otro es espiritual, o inteligente o bello, es por lo que economicamente puede significar, ademas que el ser humano se volvio hostil, ademas no hay sinceridad, solo egoismo e hipocrecia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *