Precaución en las primeras citas


Muchas veces descubres si una persona encajará contigo a través de la única experiencia de una primera cita. Pero se dan circunstancias, en cierto modo producto de los nervios, en que no te muestras tal y como eres y esto conduce a actuar de una forma incorrecta.

Es probable que te quedes sin pareja si enseguida en el primer encuentro mencionas la palabra “matrimonio”. Recuerda que hay tiempo para todo y sacar a relucir este tema puede resultar muy precipitado.

Procura no dedicar mucho tiempo a hablar de tus “ex” en la conversación. Tanto si hablas positivamente como negativamente de tu ex pareja puedes estar dejando una impresión equivocada en el otro/a. Así que mejor omitir tales asuntos “un tanto escabrosos”.

Durante el tiempo que dure la cita, has de entregarte de lleno, por lo que si suena el móvil trata de no utilizarlo. Puede sobrevenir la sensación de desinterés en el otro/a. Si realmente la experiencia no es lo que esperabas, jamás lo comentes… Podrías herir sensibilidades. Existen otras formas, sutiles y educadas, de acortar el encuentro.

Aprende a escuchar con detenimiento el mensaje que trate de transmitir el otro. Y no es buena idea acaparar todo el tiempo hablando tú sólo.

Ante todo sé discreto. Hay personas que van al grano con preguntas del tipo: ¿Cuál es el lugar más extraño en el que has tenido sexo? ¿Con cuántas parejas has tenido sexo? o ¿Cuándo fue la última vez que tuviste sexo? Guarda esta clase de cuestionario para más adelante, cuando ya hayáis establecido una relación más duradera y la intimidad esté a flor de piel.

Y como último consejo, huye de emitir mentiras. La sinceridad es la base fundamental para construir una relación sentimental verdadera.

Citas, Seducción,
>

También te puede interesar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *