Cómo ser un buen anfitrión para ver el fútbol

Share on Facebook0Tweet about this on Twitter0Share on Google+0


En muchos países la cultura futbolística se refleja en las reuniones de amigos que se organizan en una casa para ver los partidos. Si eres el anfitrión de una de estas citas, ten en cuenta los siguientes conejos para no olvidar ningún detalle y disfrutar del deporte.


Invita a personas que pertenezcan al mismo grupo de amigos. De ese modo todos se sentirán cómodos e integrados para ver el encuentro. Aunque también es una buena idea invitar varios amigos que no se conozcan para establecer nuevas amistades y relaciones.


Acondiciona la sala en donde vayan a ver el fútbol. Comienza colocando la pantalla en un lugar estratégico en donde todos los invitados puedan observarla sin problemas de visión.


Dispone asientos cómodos para todos, evita el amontonamiento. Prepara cojines por si algún invitado prefiere sentarse sobre la alfombra.


Coloca altavoces o speakers alrededor de la sala para generar un efecto de sonido envolvente y vivir el partido como si estuvieran en el mismo campo.


Ambienta la sala con banderas, bufandas u otros objetos con los colores que representan a tu equipo o país.


En el caso que haya niños entre tus invitados, acondiciona otra sala donde puedan jugar, dibujar o ver películas infantiles sin distraer o entorpecer la atención del partido de fútbol. En cualquier momento puede venir un gol y nadie quiere perdérselo.


Prepara con anticipación un menú rápido e informal para ofrecerles a tus invitados. No elabores nada complicado porque no se concentraran en lo que comen sino hacia dónde va la pelota. Considera variantes para quienes necesitan una dieta especial o se encuentren régimen.


En el descanso retira la vajilla y restos de alimentos. Evita hacerlo durante el partido para no entorpecer el clima o tapar la visión de alguno de los invitados.


Ten preparada alguna sorpresa para el segundo tiempo, puedes ofrecer algún postre o golosina para que la victoria sea un poco más dulce o en caso de derrota, que sirva para como consuelo.

Especiales,
>

También te puede interesar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *