Tres tipos de relaciones


Las relaciones personales aportan un color especial a la vida del ser humano aunque dada la importancia que tienen en la vida de la persona también pueden ser foco de conflicto cuando dos personas no tienen las mismas expectativas respecto a su vínculo. Existen tres tipos de relaciones habituales: ¿Cuáles son?

Relaciones de amistad

Las relaciones de amistad están definidas por el cariño y la complicidad que crea una conexión emocional especial entre dos personas que disfrutan de su tiempo en común. El amor y la amistad también tiene semejanzas: la confianza es una de ellas. Esta es una de las razones por las que la amistad también es una base sólida del amor. La línea que separa la amistad y el amor puede ser tan fina que incluso, en ocasiones, dos amigos pueden enamorarse.

Relaciones de enamoramiento

Son vínculos que surgen con intensidad en esta etapa inicial del amor cuando la imagen que una persona tiene de otra es perfecta. Sin embargo, no son vínculos fuertes por lo que pueden romperse con facilidad cuando este sentimiento apasionado cae al pasar algunas semanas o cuando surge un nuevo objeto de deseo.

Relaciones de compromiso

Un compromiso sentimental muestra el deseo común de dos personas por seguir cultivando su historia de amor. En el amor de compromiso existe intimidad, confianza, respeto y un conocimiento profundo y verdadero de la otra persona. Las relaciones estables son una conquista del día a día, el modelo ideal de relación para muchas personas porque son sinónimo de estabilidad sentimental.

Para alcanzar una fase de compromiso sentimental, la pareja ha tenido que atravesar etapas indispensables previas al mismo: el noviazgo es una de las fases decisivas en toda relación de pareja ya que constituye la fase de conocimiento mutuo.

1 comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *