Cómo dejar el orgullo a un lado


El orgullo puede ser fuente de bloqueo en relaciones familiares, vínculos de amistad y relaciones de pareja. El primer motivo para educar el orgullo es tomar conciencia de las consecuencias que pueden tener los actos motivados por este sentimiento. ¿Acaso merce la pena distanciarte de una persona sólo por orgullo? En Son Pareja te damos las claves para potenciar la humildad.
SEGUIR LEYENDO “Cómo dejar el orgullo a un lado”

El papel del orgullo en el amor


El orgullo es un sentimiento que cuando interfiere en las relaciones sociales se torna negativo, es decir, marca una distancia. Sin embargo, el orgullo en el amor es posible. Así sucede cuando alguien te muestra sus sentimientos y tú no responde de una forma asertiva, simplemente, porque quieres poner a prueba a la otra persona. Como si tuviera que hacer méritos por estar a tu lado porque no es lo suficientemente digna. Del mismo modo, el orgullo interfiere cuando a pesar de saber que has podido herir a tu pareja en algo, no quieres pedirle perdón porque sientes que eso es rebajarte.
SEGUIR LEYENDO “El papel del orgullo en el amor”

El orgullo no es sinónimo de autoestima


Muchas personas consideran que tener orgullo es bueno y positivo. Sin embargo, la única realidad es que el orgullo se convierte en muchas ocasiones en una barrera a la hora de pedir perdón después de un conflicto, tomar la iniciativa para conocer gente nueva, puede causar sensación de superioridad y exceso de vanidad. Incluso, en el amor, puede causar una gran rivalidad con la pareja.

El orgullo no es bueno porque tenerlo no es sinónimo de gozar de una buena autoestima. El amor propio es saludable, sin embargo, dicho amor debe entenderse de la forma adecuada. La buena autoestima aporta sensación de libertad, en cambio, el sentimiento de orgullo te convierte en esclavo de ti mismo y de tus propios actos. Por supuesto, gracias al afán de superación personal es posible cambiar a lo largo de los años para disfrutar de una mayor calidad de vida emocional y tener un presente más positivo. ¿Cómo se rompe el orgullo?
SEGUIR LEYENDO “El orgullo no es sinónimo de autoestima”

El enfado también es sano


En la rutina diaria, es normal que se produzcan momentos de todo tipo. Por ejemplo, el enfado es muy sano y positivo desde un punto de vista emocional. De hecho, lo peor que se puede hacer con la ira es reprimirla. Las emociones nos indican algo del mundo que nos rodea y de cómo vivimos las situaciones. Por ello, en caso de que te hayas enfadado con tu pareja, en vez de esperar que adivine tus pensamientos por arte de magia, debes encontrar el momento para hablar las cosas y explicarle qué te ha molestado y por qué. También, es positivo añadir cómo te has sentido tú a raíz de esa situación concreta y determinada. En general, es más fácil potenciar la empatía a través del sentimiento.

El enfado también es sano, de hecho, en caso de saber entenderlo de una forma constructiva, se puede mejorar también la relación de pareja, poniendo en práctica técnicas y herramientas adecuadas para evitar, por ejemplo, que el orgullo pueda más que el diálogo. El enfado es saludable, pero eso sí, el enfado no es excusa, ni justificación para comportamientos poco adecuados, como por ejemplo, gritar al otro o incluso, llegar al insulto.
SEGUIR LEYENDO “El enfado también es sano”