Cómo tener creatividad en la rutina de pareja

Share on Facebook1Tweet about this on Twitter0Share on Google+0


La rutina de pareja llega de forma inevitable, pero además, es muy positivo tener hábitos y planes previsibles. La rutina aporta una sensación agradable de seguridad. Pero está claro que a veces, es posible experimentar cierto nivel de insatisfacción ante un día previsible. Por ejemplo, una de las rutinas que conviene evitar es la de convertir las tardes frente a la televisión en una dinámica habitual del fin de semana. En este caso, lo que produce insatisfacción no es la rutina, sino la televisión como pasividad ante la vida.

Consejos para ser creativo en la rutina

Por otra parte, adopta una actitud consciente para definir un guión de una rutina que realmente te llene como persona. Haz cosas que te gustan, encuentra tiempo para compartir en pareja, haz cosas diferentes porque solo así lograrás también resultados novedosos.

Además, antes de infravalorar tu rutina es muy recomendable que valores todo aquello que tienes antes de perderlo. No esperes a que tu vida se llene de acontecimientos extraordinarios cuando la sencillez del vivir se refleja en los momentos más bonitos.

No reduzcas tu rutina a tu vida de pareja porque el trabajo, los amigos, la familia, los espacios de soledad, las inquietudes personales, el ejercicio físico, los viajes… son ingredientes que componen un mapa existencial rico y variado. Agradece a la vida los detalles positivos. Valóralos de verdad. Por ejemplo, puedes realizar el ejercicio mental de recordar los detalles bonitos de la vida de pareja cada día, antes de acostarte.

Ejercicio práctico de creatividad

Elabora, junto con tu pareja, una lluvia de ideas de actividades que os gustaría realizar en la práctica. No os pongáis límite en un primer momento, ya acotaréis después estas ideas a vuestra realidad de presupuesto, disposición de tiempo libre y estilo de vida. De lo que se trata, en un primer momento, es de soñar con las posibilidades que ofrece el presente a través de recursos infinitos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *