Claves para que tu matrimonio funcione

Share on Facebook0Tweet about this on Twitter0Share on Google+1


Dar el paso del matrimonio es una decisión que dos personas toman como pareja cuando se sienten preparadas para dar el paso. Con frecuencia sucede que una relación no está en el mismo punto para ambos. Así sucede cuando él o ella no están seguros de dar un paso más en la relación. En ese momento, se producen sentimientos encontrados. ¿Cuáles son las claves para que tu matrimonio funcione bien?

Trabaja tu mundo interior

Con mucha frecuencia, las parejas pierden mucha energía y gran parte de su tiempo en criticar actitudes del otro cuando en realidad, el amor empieza a mejorar en el momento en el que pones más atención en cómo tratas tú a tu pareja. Con frecuencia, el modo en el que tratamos a los demás es un reflejo de la forma en la que nos relacionamos con nosotros mismos. Por ello, cuando observamos la relación que establecemos con nosotros mismos y hacemos cambios, también estamos más receptivos para hacer cambios en la relación con los demás.

Más allá del romanticismo

El amor y el matrimonio tienen algunos puntos románticos pero también existen otros muchos factores que son pragmáticos. Como por ejemplo, el aspecto económico para pagar el alquiler o la hipoteca a final de mes. Tener una visión cien por cien realista del amor es el primer paso para poder sentar las bases de un matrimonio feliz.

Para ser más consciente de lo que implica el matrimonio, puedes hablar con personas de tu familia que lleven casadas muchos años. Podrán contarte su punto de vista y darte consejos de acuerdo a su experiencia.

El amor se construye día a día

El amor no es algo que se encuentra en el noviazgo sino una relación que se crea día a día. No partes desde cero cuando tienes una línea coherente. En cambio, sí puedes tirar por la borda una relación al cometer errores graves que la otra persona no está dispuesta a perdonar. Por ejemplo, una infidelidad.

El amor requiere de mucha paciencia y conocimiento mutuo para que cada uno pueda ponerse en el lugar del otro. Esto se consigue practicando la comunicación constante. Tras los preparativos de la boda llegan los preparativos constantes de la convivencia en pareja porque las personas cambian continuamente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *